Cómo explicar a los niños el paso del tiempo utilizando un calendario de inspiración Montessori

Cómo explicar a los niños el paso del tiempo utilizando un calendario de inspiración Montessori

Publicidad

Explicar a un niño el paso del tiempo puede ser una tarea muy complicada, más aún cuando está esperando algún acontecimiento importante como la llegada al mundo de un hermanito, su cumpleaños, la vuelta al cole o la llegada de los Reyes Magos, por ejemplo.

Recurrir a un calendario de madera de inspiración Montessori puede ser una excelente solución ya que el niño podrá manipular las piezas y comprender de forma muy visual mediante colores y figuras cómo va transcurriendo el tiempo. ¡Os contamos cómo funciona y qué beneficios tiene para los más pequeños!

Comprender el paso del tiempo

Embarazada de mi segunda hija me resultó realmente difícil explicar a mi niño mayor, de cuatro años entonces, cuando nacería su hermana. Íbamos marcando hitos en el calendario que nos aproximaban a la fecha del parto, pero el concepto "tiempo" en los niños es muy diferente al que tenemos los adultos y el embarazo se le hizo eterno, aumentando por momentos sus niveles de ansiedad.

Por eso cuando Silvia Roldán, artesana de juguetes ecológicos de madera y propietaria de la tienda El Taller Aserrín Aserrán me habló de los calendarios de inspiración Montessori, me pareció una idea preciosa para hacer entender a los niños el paso del tiempo y los acontecimientos venideros.

Calendario-Montessori Vía El Taller Aserrín Aserrán

¿Cómo funciona un calendario Montessori?

Podemos hacer nosotros mismos en casa un calendario manipulativo de inspiración Waldorf-Montessori, o bien recurrir a los calendarios que venden en tiendas especializadas, como El Taller Aserrín Aserrán, fabricado en madera y pintado a mano .

Silvia, su propietaria, nos cuenta cómo funciona este calendario manipulativo con forma circular (que representa el sol) y cómo los peques deben usarlo para comprender de forma visual y muy práctica el transcurrir del tiempo.

  • Imaginad una tarta redonda dividida en 12 porciones; pues así será nuestro calendario: un círculo dividido en 12 partes de colores que representan los 12 meses del año. En el anillo más exterior hay 31 pequeños agujeritos donde insertaremos bolas de siete colores diferentes, que representan los días de la semana.

  • Cuando comience un nuevo mes, insertaremos la bolita del día de la semana en el que estemos en el primer agujero del mes correspondiente, y cada día iremos colocando una nueva bolita hasta que hayamos completado todo el círculo, simbolizando un mes que acaba. Y repetiremos la operación con el siguiente mes.

  • Los colores que utilizaremos para los meses del año se basarán en la escala de Goethe e irán desde el azul oscuro que simboliza el mes de enero, hasta el color púrpura que simboliza el mes de diciembre. De esta forma, y atendiendo a esta escala cromática, el invierno estará representado por los colores azules y violetas, la primavera por colores verdes, el verano por amarillos y naranjas y el otoño por los rojos.

Igualmente, cada día de la semana tendrá un color diferente de manera que tendremos siete bolitas, cada una de un color, que repetirán secuencia en el anillo del círculo exterior al acabar la semana.

También podemos apoyarnos en figuritas de madera que ayuden al niño a identificar el mes en el que se encuentra. Silvia nos propone algunas como el muñeco de nieve para simbolizar el mes de enero, la flor para el mes de mayo, el barco para el mes de agosto o el abeto para diciembre.

Calendario-Montessori Vía El Taller Aserrín Aserrán

Iconografía significativa para fechas importantes

Una vez que los niños han asimilado el transcurrir de los días, las semanas, los meses y las estaciones del año, les será más sencillo entender cuándo tendrá lugar un determinado acontecimiento importante para ellos.

Silvia nos aconseja ayudarnos de materiales de la naturaleza -como por ejemplo las piedras- que los niños puedan transformar pintándolas, dibujándolas o escribiendo sobre ellas el acontecimiento esperado. O también podemos recurrir a figuras de madera de venta en tiendas especializadas, que sirvan para completar nuestro calendario Montessori.

Calendario-Montessori Foto vía El Taller Aserrín Aserrán

¿Para qué puede ayudarnos el calendario Montessori?

Una vez que el niño haya aprendido a usar el calendario Montessori, adquirirá el hábito y la rutina de ir colocando una nueva bolita por cada día que pase y comprobar activamente cómo se aproxima el evento que espera. La utilización de este tipo de calendarios tan visuales y manipulativos puede servir, por ejemplo:

  • Para esperar la llegada de un hermano

  • En casos de divorcio en los que el niño pase por varias casas (padre, madre, abuelos o familiares de una rama y otra...)

  • Vuelta al cole o inicio de vacaciones

  • Llegada de la Navidad y los Reyes Magos

  • Su cumpleaños o el cumpleaños de alguien muy especial

  • Una excursión escolar o un viaje familiar

  • Otros acontecimientos que aún siendo más cotidianos, al niño le supongan una especial alegría, tales como comer en casa de sus abuelos, ir al cine, hacer una extraescolar...

Más información sobre la pedagogía Montessori

Si quieres conocer más acerca de la pedagogía Montessori puedes leer estos otros artículos en donde os damos más claves acerca de este método educativo que ayuda a potenciar la capacidad natural de los niños de aprender a través del juego, la exploración, la manipulación y el movimiento libre.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio

Ver más artículos

Inicio