Mi bebé rechaza el biberón: consejos

Mi bebé rechaza el biberón: consejos

Publicidad

Existen diversos motivos por los que se elija dar el biberón a un bebé, entre los que se encuentran la hipogalactia (que es muy rara pero sí es real), la presencia de problemas durante la lactancia o que la madre deba volver al trabajo una vez terminada su baja maternal.

Sea cual sea la razón por la que debamos darle biberón a nuestro bebé, en ocasiones podemos encontrarnos con un problema que no esperábamos: que lo rechace. ¿Qué podemos hacer ante esto? Te compartimos algunos consejos para facilitar la adaptación al biberón.

Elige un biberón que imite la lactancia

Actualmente encontramos en el mercado distintas marcas de biberones de las que podemos elegir la que mejor nos acomode a nosotros y a nuestro bebé. Y una de las ventajas es que existen tetinas que intentan ser lo más parecido posible al pecho de mamá, justamente para facilitar la lactancia mixta o la transición del pecho al biberón y así evitar que el bebé se confunda o tenga dificultades.

Elegir la tetina ideal es clave para que nuestro bebé acepte con mayor facilidad el biberón. Lo recomendable es probar durante varios días con una y si no funciona entonces buscamos otra, para dar oportunidad a que se adapte y no estar cambiando constantemente sin que pueda acostumbrarse a una en particular.

Aliméntalo como si le estuvieras dando el pecho

Si bien una de las ventajas de dar el biberón es que prácticamente cualquiera puede dárselo y es una gran oportunidad para que papá alimente al bebé, en ocasiones el rechazo puede surgir al sentir la diferencia entre la persona y la forma en cómo se lo den.

Lo mejor que podemos hacer es organizarlo todo para que sea lo más parecido posible a la teta. Además de los biberones que te comentaba para imitar el pecho materno, debemos prepararnos para que las condiciones sean casi idénticas a como si estuviera siendo amamantado.

En este caso para esas primeras veces, lo recomendable es que sea mamá quien se lo dé. Llévatelo a un lugar tranquilo, tómale en brazos, relájate y mírale a los ojos. Haz que ese momento sea uno especial y que no por el hecho de darle biberón se pierda ese vínculo entre madre e hijo. Con el tiempo, una vez que el bebé esté acostumbrado al biberón, ya podemos turnarnos mamá y papá para dárselo.

Que le dé el biberón alguien más

Biberon Papa

Sí, esto es lo opuesto al punto anterior, ya que como cada bebé es diferente, no funcionará lo mismo para todos. Por ejemplo, es posible que tu bebé, en lugar de sentirse cómodo porque eres tú quien lo está alimentando, se pregunte por qué ahora no le estás dando el pecho.

En esta situación lo mejor es que el primer biberón se lo dé alguien más e incluso de ser posible, que no estés tú cerca o en casa, para que tu bebé no pueda olerte y rechazar el biberón porque sabe que estás ahí.

Otros consejos

Existen cosas no tan planeadas o elaboradas que puedes hacer y que son pequeños cambios que quizás faciliten la transición la biberón.

  • Prueba con otras posiciones. Quizás a tu bebé le molesta tomar el biberón de la misma manera en la que toma el pecho. Prueba acomodándolo distinto para ver si eso es lo que le molesta.
  • Roza sus labios o toca su mejilla. Cuando hacemos esto, el bebé gira por instinto hacia donde fue tocado y abre la boca. Debemos aprovechar ese momento para acercas el biberón a su boca para que empiece a comer.
  • Si usa chupón, busca una tetina del mismo material. De este modo estará más familiarizado con la textura y la sensación.
  • Calienta la tetina un poco. Esto es para que no sienta repentinamente un objeto frío cuando está acostumbrado a la teta tibia de mamá. Bastará con colocar la tetina unos segundos bajo el chorro de agua caliente para que tenga una temperatura similar a la del pecho.
  • Sé paciente. Quizás tu bebé no tiene hambre o quizás no está de humor. Si en el momento no lo logras, no desesperes y vuelve a intentarlo después de unos minutos. Recuerda que los bebés son capaces de percibir cómo nos sentimos, así que lo mejor es mantener la calma para transmitírsela a ellos.

Una vez que tu bebé se haya adaptado a usarlo, recuerda que al igual que el pecho, el biberón debe darse a demanda.

¿Tuviste algún problema al alimentar a tu bebé con biberón? ¿Cómo lo solucionaste?

Fotos | iStock
En Bebés y más | Cinco consejos para dar el biberón del mejor modo posible, El método Kassing, una forma de dar biberón que perjudica menos la lactancia

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio

Ver más artículos

Inicio