Polos caseros de fruta. Receta saludable para niños en verano

Polos caseros de fruta. Receta saludable para niños en verano

Publicidad

En general todos los helados comerciales tienen mucho azúcar añadido y por eso, cuando puedo, me encanta hacer los helados para mis sobrinos con productos más saludables. Hoy he preparado estos polos caseros de fruta, una receta saludable para niños en verano, y han sido un éxito. Tanto Paula a quien veis en la foto, como Teo se los han comido con alegría.

La receta la he preparado con melón y kiwi, pero podéis hacerlos con cualquier combinación de frutas que os apetezca, por ejemplo mezclando sandía y naranja también quedan riquísimos. Para estos de melón y kiwi he añadido un poco de nata, para que tuvieran un aspecto más cercano a los helados que a los polos de hielo, pero hacedlo a vuestro gusto.

Ingredientes para 4 polos caseros de fruta

  • 2 kiwis, 1/4 de melón, 50 ml de nata líquida espesa, moldes para polos

Cómo hacer polos caseros de frutas

Polo Frutas Casero Bebes

Para hacer cuatro polos -tipo Calippo- necesitaremos los ingredientes indicados. Probablemente os sobrará un poco del "batido" que vamos a preparar. Ese podéis tomaroslo en plan smoothie de frutas y de paso probar el sabor, comprobando que no hace falta añadir más azúcar, o añadiendo un poco de miel si fuera necesario.

Pelamos los kiwis y los troceamos, hacemos lo mismo con el melón y metemos todos los pedazos de fruta en el vaso de nuestra batidora o robot de cocina. Tras triturarlo un buen rato para que quede bien cremoso y homogéneo, añadimos la nata y damos otro par de minutos. Es el momento de probar a ver qué tal ha quedado por si hay que rectificar.

Después, rellenamos los moldes y los guardamos en el cajón del congelador, al menos durante 3 horas y ya están listos para una merienda de frutas idónea para el verano. En este tipo de moldes, los helados se toman directamente sin sacarlos. Si usáis otros moldes como cuando hicimos los polos de melón y yogur el año pasado, entonces los tendréis que desmoldar para que los niños se los puedan comer.

Si os sobra más líquido como a mí, también podéis llenar un vaso estrecho, meter centrado un palito de helado dentro y será otra forma de preparar helados caseros, que en verano siempre vendrán bien. Lo tenéis a la izquierda de los cuatro moldes de polo, dentro del congelador en la foto siguiente.

Polos De Fruta Bebes

Tiempo de elaboración | 10 minutos más el reposo en el congelador
Dificultad | Más fácil imposible

Degustación

Recordad que estos polos caseros de frutas no tienen azúcar añadido por lo que los niños los pueden tomar igual que si estuvieran comiendo fruta, algo que siempre es saludable. Lo ideal es que los tomen cuando empieza a apretar el calor, o que los reserven para el postre, cuando están más tentados de tomar otros alimentos menos sanos para ellos.

En Bebés y Más | Polos sencillos de melón y yogur
En Bebés y Más | Pastelitos de lemmon curd y cerezas. Receta de postre

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio

Ver más artículos

Inicio