¿Cubres el cochechito de tu bebé con una manta o una tela para protegerle del sol? No es una buena idea

¿Cubres el cochechito de tu bebé con una manta o una tela para protegerle del sol? No es una buena idea

Publicidad

Al andar por la calle, he podido ver que muchos padres cubren el carrito con una manta, una tela o una toalla para proteger al bebé del sol, especialmente los días de verano en los que el sol y el calor aprietan. Pero esta solución no es una buena idea ya que puede resultar muy peligroso para el bebé.

Según el sueco Svante Norgren, pediatra del Hospital Astrid Lindgren en Estocolmo, esta práctica eleva considerablemente la temperatura dentro del carrito "como si fuera un "termo" aumentando el riesgo de que el niño sufra un golpe de calor.

Los mayoría de los cochecitos cuentan con capotas lo suficientemente amplias como para cubrir al bebé del sol, incluso algunas tienen ventilación con sistemas de cierres o velcros, que dan sombra y a la vez permiten que el aire circule. Al colocar una manta o una tela colgando de la capota, se genera un efecto invernadero, impidiendo la circulación de aire, algo muy riesgoso para el bebé.

Un grupo de periodistas suecos realizaron un experimento con dos carritos puestos al sol, uno cubierto y otro sin cubrir. El que estaba sin cubrir, alcanzó los 22 grados después de una hora y media. En cambio, el que estaba tapado se calentó mucho más rápido. Pasada una media hora había alcanzado una temperatura de 34 grados y una hora después había llegado a los 37 grados. Es decir, 15 grados más al cabo de una hora.

Recordemos que los bebés tienen un equilibrio fisiológico más débil que el de los adultos, siendo más propensos a sufrir deshidratación o un golpe de calor. Un riesgo que debemos evitar, en especial los días de mucho calor como los que estamos atravesando.

De modo, que no es una buena idea cubrir el cochechito de tu bebé para protegerle del sol. Además, impide controlarlo si tiene algún problema.

¿Qué hacer entonces?

En cambio, evita salir con el bebé en las horas centrales del día, procura circular siempre por la sombra, utiliza una sombrilla alta que permita circular el aire y colócale al bebé una gorra y protector solar.

Y para los futuros papás, si estáis analizando la compra de un carrito para el bebé considera que cuente con una capota grande con un buen sistema de ventilación. También son interesantes los que permiten cambiar la capota por una más ligera para el verano.

Vía | Closer
En Bebés y más | En plena ola de calor, precauciones a tomar en bebés y niños

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio

Ver más artículos

Inicio